Los Juegos Olímpicos y su impacto en el patinaje artístico de Canadá

Los Juegos Olímpicos y su impacto en el patinaje artístico de Canadá
Fuente: chegg

Con los Juegos Olímpicos recién concluidos y el lanzamiento de la película  “Yo, Tonya” no es ninguna sorpresa que todos estén hablando del patinaje artístico. “Yo, Tonya” cuenta la historia de Tonya Harding y Nancy Kerrigan, dos conocidas patinadoras estadounidenses que competían por un lugar en la cima y por la oportunidad de ser la chica de oro del país. La carrera de Kerrigan se vio interrumpida abruptamente cuando el esposo de Harding le destrozó la rodilla con un garrote para asegurar el lugar de Harding en el equipo, y el conflicto ha rondado a Harding desde entonces.

¿Cómo los Juegos Olímpicos pasados y presentes influencian la historia del patinaje canadiense y su cultura? No existen situaciones como las de Harding que nosotros conozcamos, pero demos un vistazo.

El oro de Canadá

Canadá cuenta con 25 medallas en patinaje desde que compitió por primera vez en los Juegos Olímpicos de invierno en 1924. Este año en Pyeong Chang llevaron a casa el Oro por la competencia de patinaje en equipo.

Históricamente, Canadá siempre ha sobresalido en el campo del patinaje artístico, y en 1930 Cecil Smith se convirtió en la primera mujer en llevar a casa una medalla en patinaje artístico internacional. Seguida por otro oro en 1948 de Barbara Scott y otros dos equipos, uno en 1960 y otro en 2002. El patinaje artístico es uno de los deportes nacionales más antiguos.

Canadá llevó al mundo a desarrollar pistas de patinaje comerciales y la primera pista de patinaje cerrada fue inaugurada en la ciudad de Quebec en 1952. Estas han contribuido a guiar al mundo en el ámbito del patinaje.

Los beneficios duraderos de los Juegos Olímpicos

Patinaje sobre hielo tomando la delantera en Canadá
Fuente: pixabay

Desde que Canadá fue anfitriona de sus primeros Juegos Olímpicos de invierno en Calgary en 1988, el crecimiento del patinaje artístico canadienses explotó. Es tan popular como los juegos de casino en línea, e igual de excitante. Hasta ese momento, la mayoría de los atletas eran de Vancouver, Ottawa y Toronto, ya que ahí estaban los grandes centros de entrenamiento. Pero los juegos de Calgary resultaron en grandes inversiones en construcción para realizar el evento y dejaron a los residentes con acceso a instalaciones de entrenamiento de primer nivel.

Actualmente, los conocidos entrenadores deportivos de Canadá están de acuerdo en que los Juegos Olímpicos y las instalaciones creadas para realizar semejante evento han atraído a jóvenes a participar y perseverar en su entrenamiento por una oportunidad de competir.

Los Juegos también hicieron de Calgary, Vancouver y Whistler destinos bien conocidos.  El equipo de planeamiento canadiense planeó los juegos con la mirada puesta en 5 a 10 años a futuro y lo vio como una inversión a largo plazo. Entonces, si bien la inversión inicial fue sustancial, el resultado fue un 2010 extraordinario en relación al turismo, que se extendió y trajo un gran 2014, 2015 y 2016.

La localidad de Whistler es ahora anfitriona de competencias y eventos anuales de esquí, que generan importantes ingresos para la localidad y sus negocios. Las Olimpíadas hicieron de ellos un nombre conocido.

El patinaje artístico canadiense hoy en día

La competencia anual de patinaje artístico canadiense  se lleva a cabo en Vancouver, y Canadá envía equipos a los Campeonatos del Mundo así como a los Campeonatos de los Cuatro Continentes.

Este año, Canadá tuvo 11 entradas para su fuerte equipo de patinadores formado por 17 integrantes. ¿Su meta?  Llevar a casa otras tres medallas olímpicas para igualar el alto nivel anterior, pero no lo consiguieron. Se volvieron con cuatro. Están ingresando al campeonato del mundo con un equipo formidable pero necesitarán de un esfuerzo masivo para poder repetir sus logros olímpicos.